Puente “La Unidad”

Puente “La Unidad”

El secretario de Comunicaciones y Transportes, Ing. Javier Jiménez Espriú, puso en operación el 10 de junio de 2019 el puente “La Unidad” que comunica a Ciudad del Carmen, Campeche con Isla Aguada; tiene una longitud de 3.277 kilómetros y fue construido en concreto hidráulico reforzado.

Esta importante obra refleja claramente uno de los propósitos del gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador: llevar a buen fin los proyectos prioritarios iniciados en administraciones pasadas que optimicen la eficiencia de la infraestructura, beneficien a la mayor población posible y promuevan el desarrollo regional. Para ello se destinaron 250 millones de pesos en la conclusión de este puente comenzado en 2013.

Para el ingeniero José Antonio Pinto Elías, Residente General de Obras de la Secretaría de Desarrollo Urbano, Obras Públicas e Infraestructura del gobierno del estado de Campeche, el puente de la Unidad en Ciudad del Carmen “es la experiencia más importante en los más de treinta años que tengo de trabajar en obras de infraestructura y de edificaciones considerables. Es un orgullo participar en esta obra porque es para el beneficio de nuestra comunidad.”

“Hemos invitado a muchos estudiantes, tanto de la Facultad de Ingeniería de la Universidad Autónoma del Carmen, como de la Universidad Autónoma de Campeche, y alumnos de los grados de licenciatura y maestría de la Universidad Autónoma de Yucatán para ver el proceso de esta obra. Este proyecto del puente ha sido como ‘una escuela’ para todas las escuelas de ingeniería de la península. Además, se dio a conocer a nivel mundial el año pasado (2018) en un Congreso Internacional de Vías Terrestres, con la presencia de ingenieros ‘puenteros’ de todo el mundo: Sudamérica, Asia, Europa que conocieron esta obra y quedaron impresionados.”

“Quiero afirmar que este puente no es una obra que se pueda desarrollar en cualquier lugar, sobre todo, usando tecnología de punta, rápida y segura como son los equipos de lanzado que permiten tener la certeza de que los elementos se están acomodando perfectamente: las trabes tipo Nebraska de 45 metros de largo por 2.20 metros de peralte, y un peso de 90 toneladas cada una. No es fácil manipularlas y dejarlas acomodadas al milímetro en su lugar, para que así tengan un desempeño estructural adecuado.”